RAFA CORRECHER


Febrero en Tracia


a Zhivka Baltadzhieva


“Pero cuando los dioses cayeron de rodillas ante él,
 se asustó y les rogó que se levantaran”

Elías Canetti




El viento suena ahora diferente,

tal vez serán los dioses,

suplican y nos llaman en Tracia a la oración,

a este peregrinaje

mejilla con mejilla.



Hay rosas en los muros pero el viento nocturno

se llevará tus sueños, 

mi poder de invocarlos.


Un hombre reza y llora, no conoce

la luz tan germinal de estos prodigios.



También los dioses huyen con pesar,

aun brilla su fulgor

en las columnas rotas;

y esa luz va ganando

los años que no tengo, en ella se diluyen

los días que me quedan.



Comentarios

Entradas populares de este blog

MIGUEL VEYRAT

DARÍO JARAMILLO AGUDELO

HAIKUS DE GREGORIO MUELAS Y HEBERTO DE SYSMO