martes, 20 de agosto de 2013

RAFA CORRECHER

I




Los troncos apilados:

desprende su corteza
última
piel,

y deterioro.

El árbol,
casi humano en su miseria.

Después, como tú,
todavía
igual corazón
perdiéndose
áspero.


Último.






No hay comentarios:

Publicar un comentario